12 may. 2020

¿Que volvería a comer si pudiera viajar de nuevo por Turquía e India?

Cocinería en Tapovan, Rishikesh, India





Esta pandemia del coronavirus que nos tiene en una larga pausa indefinida nos ha hecho pensar en muchas cosas y valorar otras

Una de ellas, en el caso de quien escribe, es donde volvería a comer nuevamente si pudiera salir de nuevo. Años de viajar me han hecho probar toda clase de comidas. He comido y tomado en restoranes decentes, puestos callejeros, cocinerías, mercados y vendedores ambulantes y muchas veces, la mejor comida está en los lugares más sencillos sin mayor pretensión. Por eso, es cosa de dejarse llevar por olores y sabores, y por ello, este  posteo es un recuento de  la experiencia culinaria en Turquía, e Indi,  que sin pensarlo dos veces volvería a viajar e ir a comer nuevamente.



Comprando pan caliente callejero en Estambul


Estambul (Turquía): La sencilla sopa de lentejas o Çorba es tal vez una de las sopas mas deliciosas que haya tomado en mi vida. Es de los platos más económicos que puedes encontrar en las cocinerías de Estambul, pero a la vez de los mas sabrosos que puedas comer. Nosotros lo probamos apenas llegamos a la ciudad, ya que había hambre y queríamos algo bueno, bonito y barato cerca del hotel y fuimos a probarla al  restoran Ziya Baba Turk Mutfagi, ubicado en la 
Carta del Ziya Baba Turk Mutfagi donde está la Çorba o sopa turca de lentejas 


Pero no todo es tomar sopa de lentejas en Estambul. También están los kebabs que también son un fuerte de la comida turca, como puede ser este plato  llamado Adana Urfa Kebap, que es un kebab de cordero a la Adana, tal como puede verse en esta foto, el cual realmente vale la pena y es de los más comunes y económicos que puedes ver en los restorantes locales

Adana Urfa Kebap, Estambul


Además de los Kebabs (tanto los que se venden en los restoranes como los que se venden en puestos de comida) están las pizzas turcas (delgadas pero buenísimas), sus restoranes de comida rápida pero de comida local, como los que están a pasos de la Plaza Taksim entre tantas opciones visibles para el que viaja por primera vez. También está su buen café que puedes tomar en cualquier momento del día y prácticamente en cualquier parte, ya sea en un bazar, en un café cerca de la torre Gálata, un restoran  para turistas o simplemente un puesto en la calle, para bajar un rato de la vorágine de la gran ciudad junto con su te, que se sirve tanto en cocinerías y restaurantes como en los barcos que cruzan el Bosforo, una experiencia única realmente.

Café turco, Çemberlitaş, Estambul


India: pese a ser verdaderamente un carnívoro reconocido y asumido, la comida que me encontré en restoranes, cocinerías, trenes y hoteles a lo largo del norte de India se convirtieron  realmente en una inesperada y grata sorpresa culinaria. Platos sencillos y de precios económicos como pueden ser el Aloo Goobi, que es un guiso seco de papas y coliflor, con especias. A simple vista no me parecía una gran cosa, pero al probarlo se me fueron todos los prejuicios y realmente está muy bueno. Si alguna vez viajan a India, deben realmente probarlo, no se arrepentirán.





Pero en el viaje por India, también probamos el Aloo Jeera (como el de la foto debajo) una especie de primo del Aloo Goobi, el cual está compuesto de papas, comino y especias varias, otro imperdible de bajo costo. Estos platos sencillos pero deliciosos me lograron hacerme vegetariano de facto (y sin cuestionarmelo) por varias semanas, sin sentir  una verdadera añoranza de bifes y milanesas con fritas o puré.

Aloo Jeera, Jaipur


En la foto de abajo pueden verse tanto el Aloo Jeera como el Aloo Gobi en una versión de un hotel en Nueva Delhi, servidos con  una porción de pan chapati, el cual le da al mezclarlo con los Aloos un toque único, agarrando verdadero protagonismo en el plato y no siendo en este caso un mero acompañamiento como es el pan en muchos platos en occidente hoy día, sino que un potenciador de lo que estás comiendo.

Aloo Jeera y Aloo Gobi servidos al mismo tiempo


Pero no todo fue comer Aloos en  nuestra estadía en India. Sin duda, no podíamos pasar por este país sin probar el arroz blanco.  El arroz, el rey del acompañamiento en cualquier otro lugar del planeta, acá cumple la función de ser el mitigador de lo picante (y acá si que comen picante en India!) y más encima, perfectamente podría ser un plato único, tal como lo comí en las cocinerías que se encuentran por la zona de Tapovan, en Rishikesh, tal como pueden verse en esta foto, acompañado de la infaltable porción de pan chapati, que se convirtió en la compañera fiel de almuerzos y cenas en India

Comiendo arroz en cantidades industriales, Tapovan, Rishikesh


Sin duda, si pudiera volver a Turquía o India en un mediano o largo plazo, no sólo sería para ver  sus grandes monumentos sino que sería simplemente para sentarme a comer en lugares sencillos, disfrutando un buen plato de Aloo Gobi, una porción de chapatis,  un Kebab o una sopa de lentejas. No más que eso.


Tips para andar por Estambul ver acá

Tips para viajar por India ver acá

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Aprovecha de escribir tus opiniones, dudas e inquietudes

¡¡Más informados estemos mejor viajaremos!!

La política de comentarios que se maneja en Directorio de Micros la puedes consultar acá:

https://www.directoriodemicros.com/p/politica-de-privacidad.html